BLOG PROYECTOS

De San Francisco a Venecia: los puentes más famosos del mundo

Recorre los puentes más famosos

Lo mejor de un viaje es el trayecto, sobre todo si este está lleno de maravillosas atracciones con vistas impresionantes y aunque existen diversos monumentos y edificaciones, los puentes nos permiten presenciar espectaculares paisajes en donde se combinan la naturaleza y la civilización.

 

Iniciando en San Francisco, una ciudad reconocida por sus rascacielos únicos también tiene uno de los puentes más largos y altos del mundo que se ha convertido en un símbolo de la ciudad, con una longitud de 120 metros une el Océano Pacífico y la Bahía de San Francisco, el Golden Gate, partícipe de innumerables películas como: Godzilla, X-men, Superman y muchas más.

 

En este mismo país se encuentra Nueva York, la cual posee otro de los puentes más famosos del mundo, el Puente de Brooklyn, fue el primer puente suspendido mediante cables de acero, lo que conllevo a que su estructura y estética atrajeran a mucho público.

 

Con una longitud de 1.825 metros cruza el río East conectando las ciudades de Brooklyn y Manhattan, además existen diversos tours guiados en los que puedes ir caminando, en bici o incluso en helicóptero. Su inclusión en series, películas y cómics es imprescindible, para cualquier obra desarrollada en este lugar, aunque también ha existido en la literatura, el primero fue un artículo nombrado “El puente de Brooklyn” de José Martí publicado en 1883, el cual habla sobre la inauguración del puente, posteriormente el poeta Hart Crane genera una metáfora en su libro El Puente, pero en específico se ubica en la oda Proemio: Para el puente de Brooklyn; por último Federico García Lorca lo menciona en “Ciudad sin sueño” en Poeta en Nueva York.

 

Pero si te interesa conocer el estilo occidental, España es un buen lugar para iniciar tu viaje por Europa, ahí se encuentra el Puente romano de Córdoba o también conocido como el puente viejo ya que fue el único puente en la ciudad durante veinte siglos, además se considera parte del Centro histórico de Córdoba, el cual en 1994 fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

 

Además de tener una longitud de 331 metros, su historia data desde el primer emperador romano de nombre Augusto (27 a. C. -14 d. C.), fue uno de los más importantes medios para ingresar a la ciudad de Córdoba desde el sur de la Península Ibérica.

 

Finalmente, como datos curiosos esta gran obra arquitectónica originalmente contaba con 17 arcos aunque en la actualidad solo tiene 16 y en 2014 se utilizó como escenario para el puente  de Volantis de la quinta temporada de Juego de tronos.

 

Al movernos un poco al norte nos hallamos en Francia, lugar donde se ubica el puente atirantado más alto del mundo, hablamos del Puente de Millau, con una altura de 343 metros y una longitud de 2,460 metros que atraviesa el río Tarn.

 

Uno de los aspectos más impresionantes de este viaducto son los obenques, es decir, los magníficos cables que aseguran el mantenimiento del tablero, además durante su construcción se usaron las mejores y más avanzadas técnicas, como: el láser, el GPS, los desplazadores, los encofrados autotrepantes.

 

Por último llegamos a nuestro destino en Venecia, Italia; ahí se encuentra el Puente Rialto, que es el más antiguo de los cuatro puentes que hay en Venecia, cruzando el Gran Canal.

 

Inicialmente su cuerpo estaba hecho de madera y aunque tuvo algunas reconstrucciones no fue hasta 1588 y 1591 que se reconstruyó con piedra basándose en el diseño anterior del puente de madre, es decir, dos rampas inclinadas cruzadas en un pórtico central.

 

Cada uno de estos lugares tiene su historia única pero lo que los une es que son parte de los puentes más famosos del mundo y aportan paisajes, elegancia y extraordinaria perspectiva a cada una de las ciudades.

 

¿Te interesan estos temas? Sigue leyendo nuestras entradas y conoce más sobre arquitectura. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.