BLOG PROYECTOS

Jean Nouvel: El revolucionario arquitecto francés

Louvre Abu Dhabi

Adéntrate en el uso de las transparencias, luces y sombras de Jean Nouvel

Cada pieza diseñada por el arquitecto Jean Nouvel parece no tener relación cuando se habla de un estilo arquitectónico, sin embargo sus trabajos se entrelazan por medio del uso de materiales y el manejo de transparencias, luces y sombras que transforman su trabajo en verdaderas obras contemplativas. Jean Nouvel es uno de los arquitectos más sobresalientes de las últimas décadas, pues en su trabajo se encuentra alejado de todas las escuelas modernistas y postmodernistas.

Jean Nouvel nació en 1945 en un pequeño poblado del sur de Francia. inicialmente había iniciado a estudiar pintura en la Escuela superior de Bellas Artes, pero seguido de esto se dio cuenta que su verdadera pasión se encontraba en la arquitectura. Con esto iniciaron sus estudios, pero se vieron detenidos debido a su situación económica.

Diversas situaciones lo llevaron a verse envuelto en el movimiento conocido como Mayo de 68 francés, una serie de revueltas en el país promovidas por artistas, estudiantes y clases obreras. Todo esto sería un influencia en su trabajo posterior, ya que después estaría cerca de arquitectos como Claude Parent, un arquitecto marginal y polémico que se centra en la ausencia de composición en las fachadas, y la identificación de los muros como primer elemento de construcción del hombre.

Con estas influencias se licenció en 1972, y en 1976 creó Arquitectos Franceses Mayo 76, un movimiento de carácter progresista que pretendía una participación activa de los arquitectos en los ámbitos de decisión como la política urbana o la gestión del patrimonio. Fue hasta principios de los 80 en que Jean Nouvel tuvo su primer momento de reconocimiento internacional, con la construcción del Instituto del Mundo Árabe, dos cuerpos separados por una estrecha franja, que por medio de los círculos y formas en su fachada hacen que el interior se vuelva una experiencia surrealista de luces y sombras. Ahí se resguarda gran parte de la producción artística, pictórica y escrita de origen islámico.

Entre sus obras más relevantes se encuentran la Torre de Agbar, en Barcelona, España. Se trata de un rascacielos de 145 metros de altura que se divide en 34 pisos y 4 niveles subterráneos. Por un lado se inspiró en las obras de Gaudí y por otro se diseñó en forma cilíndrica, rompiendo con las ideas tradicionales de la construcción de rascacielos, con una forma menos convencional y que atendiera la luz natural como fuente principal de iluminación.

Su fachada está cubierta de vidrio de diferentes colores, con lo que el edificio varía su colorimetría dependiendo la estación del año y la intensidad de la luz. Otra de sus construcciones más importantes es el Museo Nacional de Catar, este increíble museo está inspirado en los minerales conocidos como rosa del desierto, que es el nombre coloquial que se le da a las formaciones en forma de rosa a los grupos de yeso o barita que incluyen abundantes granos de arena.

En 2008, Jean Nouvel fue galardonado con el Premio Pritzker, debido a su amplia trayectoria y sus innovaciones alrededor de la arquitectura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.